paginadigital logo

INTRIGAS DEL MEDIO ORIENTE, (Donde se habla de fantasía e inspiración)
 

 | LITERATURA | CONFERENCIAS |  EXPOSICIONES | 

 
 
   

Home

Colegios

Universidades

Guía Comercio

Industria

Clases

Cursos

Seminarios

Eventos

Arte

Exposiciones

Galería de Arte

Literatura

Textos

Cine

Teatro

Música

Música Clásica

Teatro

Cine, TV, Video

Noticias

Artículos

Museos

C. Culturales

Concursos

Carreras

Becas

Posgrados

Taller literario

Servicios de Internet

Solidaria

Profesionales

Librería

Lectura - Textos

Foro de discusión

Links

Mapa del sitio

El amasijo

ARRIBA Y ABAJO
(Donde se habla de lo que dijo el finado Pestolini en cierta oportunidad)

Por: John Argerich


 


Les escribo con bronca, justito ahora que las cosas pintaban lindo con los primeros calores del verano escandinavo. Porque el mundo está hecho a la bartola, vea. Y si te tirás un cachito a chanta, no falta nunca un convidado de piedra para romper la paciencia. Esta vuelta los tenderos, en su angurria monetaria a expensas del bien común. Que sin importarles un pito el mal que hacen, revientan al noble macho, paganini de su descanso anual. Y como si les das la mano, estos garcas se toman el codo, alguien debe gritarles "¡De aquí no pasarán!" He aquí una convocatoria a defender el patrimonio visual heredado de nuestros mayores. Pero aclaremos conceptos, porque la mezcla de chicha con limonada no se vende. Me calienta el ataque contra una de las mayores conquistas de nuestros tiempos. La minifalda, che.
-Vini, vide, vici -dijo Alejandro Magno.
Y aunque la historia no relata lo que estaría mirando el prócer al formular tan profundo pensamiento, cualquier griego sabe que ése era su día de garrón. Algo bien distinto de lo que le pasó a otro Alejandro, un pariente mío de apellido Pinsotta, que vive en Ezpeleta. Flor de cumpa, lo digo sin despreciar.
-¡Vengan a junar ésto, che! -gritó entusiasmado allá por los años 60, cuando vio a la Mónica Brutovsky avanzando raudamente hacia Rivadavia y Pueyrredón.
La susodicha era un despelote, ¡qué vamos a andar con vueltas! Con su pelo rubio hasta la cintura, curvas antipeatón, y ese aire que traía loco al vecindario. "Para mí, para vos...para ninguno de los dos", un decir.
-¡Mamita querida! -apenas suspiré.
Los ojos me habían pegado un salto dentro de las órbitas, y casi más tiro al suelo las gafas negras de hacer pinta. ¡Ese delirio carrozado de mujer se había puesto minifaldas! Unas polleritas tan cortonas que causaron estragos muchas cuadras a la redonda. ¡Palabra! Y para muestra basta relatar lo que pasó después. Un tano de Obras Sanitarias que estaba arreglando caños en una zanja, perdió el pulso al verla introducirse en su campo visual. Y la perforadora neumática salió volando con tanta yeta, que fue a aterrizar justito contra el parabrisas de un patrullero policial. ¡Para qué entrar en detalles! Los botones levantaron presión como leche hervida, y en menos que canta un gallo había ambiente de rosca.
-¡Yo te viá enseñar, desacatáu! -dijo un agente que parecía provinciano, por la dicción.
-¡Aspetta due minutti, morocho, que tutto se va a aclarare! -respondió el laburante.
Más poco valieron sus dotes oratorias. Después de ablandarlo a garrotazos, el cana le pidió documentos. "La amansadora" como se dice en dialecto policial. A todo esto, Mónica volvía del quiosco llevando en la mano un paquete de cigarrillos para el papá. Y flechado por Cupido, el pobre don Giaccomo exclamó:
-¿Capisce ahora signore carabiniere cómo pasa lo achidente?
Y un ruso que andaba cerca dijo:
-¡Qué boina está...!
En resumen: se aclararon las cosas, y el uniformado sintió remordimientos de conciencia por la pateadura. ¡Hasta los milicos tienen corazón, si se los sabe tratar! Así que luego de ofrecerse cigarrillos e intercambiar números de teléfono, los protagonistas de este entuerto se confundieron en un abrazo.
-¡Perdoná, hermano, que fue sin doble intención!
Ejemplos de convivencia como el relatado rubrican la benéfica influencia social de la minifalda, porque sin ella otro hubiera sido el epílogo. Pero hablemos de historia ciudadana. En un lejano ayer, las pebetas poco mostraban. Entonces los del sexo fuerte debíamos semblantearlas a pura imaginación. Y como sabemos, una idea trae la otra. Con el peligro que de tanto pensar, el sujeto termine haciéndose extremista. Que si el marote entra en directa, puede ocurrir cualquier cosa. Mas a pesar de tan claro beneficio, detractores siempre habrá.
-¡Mirá qué desfachatada, la chica del corralón! -dijo una vieja.
-Salió a la madre, doña Juana, que cuando el marido hace horas extra, se va a loquear por Santa Fe.
Agregue Vd. lo que quiera, pero cuando se acortaron las polleras allá por los años 70, todo anduvo mejor. Volvió el Pocho, se firmó un tratado de límites que aleja para siempre todo peligro de guerra con la República Oriental del Uruguay, y Boca prendido haciendo punta. Así que todo iba en carroza, como cheque de alegría extendido al portador. Hasta que un negro atardecer, el finado Carlitos Pestolini, que en paz descanse, dio la alarma como una premonición.
-¡Oia, muchachos...! ¡Semo frito, si esa longaniza se viene popular!
Ni más ni menos que la propia Mónica Brutovsky de cuerpo presente otra vez. Quien a pesar de ser ya madre de familia, seguía siendo un desafío al pudor. ¡Ese pelo, esas curvas, esos ojos con color de eternidad! El tuttiquanti de siempre, para qué seguir. Pero al bajar la vista me se vino el alma al sótano, se vino. Iba con unas maxis que parecía escondida atrás de las cortinas. Y recordé una copla que cantaban los mozos gallegos del Munich que hay frente al Rosedal:

"De Cádiz a Vigo
de un salto llegué...
Tan sólo por verte
La punta del pie".

¡Ni los tobillos, insinuaba su horrendo disfraz de dama antigua! En la barra hubo mufa instantánea, por si el ejemplo cundía. Y al ratito todos andaban con cara de viernes santo, así que empezaron a mandarse indirectas. Poco después volaban las tortas y tres valores acabaron en la farmacia.
-¿A quién le ganás, chauchón? -dijo un dorima molesto con tanto juego ocular.
Y ya es poco lo que podemos agregar, porque todos tienen memoria. Lo ocurrido a nivel de barrio pronto se reflejó en el país. Primero las bombas, después los cañonazos. Más tarde la guerra de Malvinas, que salió para el lado de los tomates. Y eso que de entrada íbamos a recuperarlas con los bomberos voluntarios de Bernal. La pura es que esas malditas maxis trajeron una ola de desgracias. Pero por suerte, ningún mal es eterno, y las penas, como llegan, se van. Desputando el nuevo siglo, un modisto francés probablemente coimeado por las tijeras Solingen, gritó:
-¡Vive la diference!
Y los observadores del sexo bello volvimos a sentir que salía el sol. Rodillas y nalgas por doquier. Gordas, flacas, rubias, negras, proletarias y esbirras del capitalismo internacional. Todas competían en el loable empeño de proporcionar al macho vapuleado una justa reparación visual.
-¡Estás para la parrilla, nena...!
-¡Calláte, infeliz!
Rechazo de no creer cuando se dice sonriendo, así que entre levante y matrimonio, el tiempo volaba como escupida de trompetista. La patria volvió a sus cauces, cesaron los enfrentamientos militares, que ya nos tenían aburridos, y se acabó la inflación. Estos pensamientos quizás hallen detractores, pero hay que ser bestia y medio para no darse cuenta. Restablecida la mini, se recobraron las buenas costumbres, apoyatura básica del orden social. Más la especie humana de que formamos parte jamás valora un bien presente. Y ahora que todo iba en carroza, cae otro chitrulo con la cantilena del largometraje. Unas polleras que dan hipo al mirarlas. Todas llenas de trapos largos, como usaban las brujas. El resultado está a la vista, porque la bronca "in crescendo", empieza a reflejarse en muchos rostros. Considere Ud. si no, los balurdos que se arman semanalmente con Brasil por las cosas del Mercosur. O la bronca por la constitución de Europa. ¡Mufa, señores, es el término! Una bronca internacional de no creer. Pero volvamos a las pampas.
-¿A quién le ganás con ese tacho? -se saludan dos cultos motoristas camino de Mar del Plata en la Ruta 2.
-¡Hacelo pomada, negro! -grita el público en la cancha al patearse un penal.
¿En qué acabaron las viejas tolerancias? ¿Dónde fue a parar el respeto por la histórica diversidad? La gente vive en tensión. Como decía la marcha patriótica de las Provincias Unidas: "Se conmueven del inca las tumbas, y en sus huesos revive el ardor". Ardor de reventarse a patadas como los indios salvajes, de piolas que somos, nomás. Y como el panorama no me gusta un pito, propongo asumir el desafío plasmando este alegato en hechos concretos. Que llorar, llora el más gil. Por estas razones y muchas otras, convoco al buen lector a defender sus derechos fundando un movimiento de opinión. Lo llamaremos ADEMIN -"Acción para la Defensa de la Minifalda". Su lema cae de maduro: "¡Hombres del mundo, uníos por la destrucción de las polleras largas!" Si Ud. se siente motivado, no vacile más. Piense en la patria y meta tijera, comenzando por el guardarropas doméstico. Porque la virtud bien entendida, empieza en nuestro propio hogar

 

THE END 
 

Ilustración de Galina Ivanova

Copyright: John Argerich, 2003 

All rights reserved.

La serie quincenal "El amasijo" se publica regularmente en veintidós medios, de siete países, existiendo una versión en idioma inglés.

 




* **  * * 

Curriculum vitae clic aquí

 

paginadigital


Ir al principio,
Noticias, opinión, política, derechos humanos, movimientos sociales, informes, latinoamerica
 
 
 
<h1>Diseño de sitios web</h1>
<h1>Diseño de sitios web</h1>
<h1>Diseño de sitios web</h1>

La historia del pueblo judío Un unico Dios La historia del pueblo judío. El motivo de ser del pueblo elegido.
La tarea trascendental del pueblo elegido. Las políticas de la Iglesia Católica. El fin del politeísmo.
El hilo conductor jamás revelado de uno de los libros más leídos y tal vez  menos comprendidos:
La Biblia.
BAJE EL LIBRO SIN COSTO
<h1>Taller literario</h1>
 

Diseño web
Optimización y posicionamiento

Clic Aquí

  Notas & Artículos
Educación
Noticias & Opiniones
Cartas de navegantes (opiniones)
El amasijo
Charlas sobre Arte
Entrevistas a artistas plásticos
Tecnología y ciencia
Teatro
Lectura y Textos
Artículos y boletines literarios
Temas varios
Entrevistas
Chistes
Columnas para sonreír
Reflexión
Biografías



fletes en CABA
asesoramiento de imagen
Vasos plasticos
mudanzas en caba
repuestos de motores
Abogados de divorcios
Acidos, Fosfatos
intelligent design
teoria del diseño inteligente
origen del pueblo judio
fabrica de muebles metalicos
libros en epub
jubilaciones y pensiones
diseño de paisajes
camisetas de futbol
cursos de autocuracion y rejuvenecimiento
proyectos de ingenieria
terrazas verdes
cremacion de mascotas
Racks autoapilabes
libros en mobi
uniformes escolares
souvenirs artesanales
Veterinarios a domicilio
Muebles de cocina
pantallas de led
intelligent design bible
fabrica de uniformes para empresas
fotos digitales
sistemas de seguridad para gruas
 

© Copyright 1999-2010 Paginadigital®. - Hecho el depósito que marca la Ley 11723 - Derechos reservados  




|Pon a paginadigital en tu sitio | Sugiere esta página a un amigo | Responsabilidad |
 info@paginadigital.com.ar
   |  Ayuda |

Web diseñado y producido por paginadigital®, Copyright 1999 - 20151, todos los derechos reservados. Los nombres e íconos de: paginadigital, Kids, art, pinturas, grabados, dibujos, objetos. Todos los derechos reservados. Hecho el depósito que marca la Ley 11723 - Derechos reservados | Términos y condiciones

| Home | Cursos y talleres | Servicios de Internet |Agenda de Ferias y Exposiciones | Exposiciones de arte y galerías | Becas, maestrias y posgrados | Programación de teatro, cartelera | Centros culturales | Concursos de pintura, literatura, arte, video, television, tv, teatro, casting | | Conferencias, seminarios, jornadas | cartelera de cine, tv, fotografía | Música, recitales, bandas, música clásica | Libreria, venta de textos y libros | Museos | Coros, operas, conciertos | Noticias, notas y artículos | Música de tango, cena show | Textos, poesía, prosa, cuentos, poemas | Solidaridad | Tarot, astrología | Mapa del sitio | Foro | Not | Cart | Salas | Tel | Taller | Taller literario | Enlaces útiles