Homenaje a los mentores de la Revolución de Mayo. Alma y perfil del criollo de 1810
Artículos

Notas relacionadas


Educación
Cartas de Navegantes
Tecnología
Teatro
Librería

Homenaje a los mentores de la Revolución de Mayo. Alma y perfil del criollo de 1810

  Imprimir  


Homenaje a los mentores de la Revolución de Mayo


ALMA Y PERFIL DEL CRIOLLO DE 1810
Por Ricardo Santiago Katz (*)


Especial para Agencia NOVA



No fue el medio virgen e inocente de la naturaleza, ni las razas y sus culturas los que chocaron en esta parte de América; el conflicto se produjo entre padres europeos, es decir, españoles acostumbrados a la conciencia de su valer, decir y entender, y los hijos criollos, pobres y libertos gracias a la Ilustración y a que les pusieran ayos esclavos para que creciesen contemplando la vergüenza del que se embriaga de tristeza, o falto de libertad.

Estos criollos eran “amigos de cosas nuevas”, como observó el tesorero Montalvo en 1585, disposición natural que, para los reales intereses, era necesario reprimir o por lo menos no fomentar. Si hasta se creyó, por opinión autorizada, que al criollo debía excluírsele de la profesión eclesiástica, para que no se instruyera.

El comercio de los frutos del país bastaba para que Buenos Aires acentuase cada vez más sus características de ciudad mercantil y próspera, sin necesidad que sus hijos alimentasen, con los hombres y las ideas que recalaban en sus puertos, esa ansia de novedad y cambio, a veces inclinada a la versatilidad, que fomentaba su coraje, su desprecio por la vida propia y ajena, su altivez que parecía labrada a punta de cuchillo.

En el criollo de esta parte de Sudamérica lo que predominaba no eran los rasgos del indio, difícilmente asimilable, al que cazaron o procuraron exterminar en la guerra de fronteras que éste suscitaba con sus malones y latrocinios. Lo que había en el fondo de sus rasgos, acentuado y modificado por el medio en que le tocó nacer, era el carácter del español trasplantado, levantisco, dispuesto a seccionarse en reinos, provincias, condados o comunas.

Lo que se ha llamado “desprecio de la ley” -ya fuera contrabando, aprovechamiento, prebenda y burla simple- en los primeros siglos de la dominación española en nuestra tierra, junto con la adjudicación de los cargos en subasta pública mediante el negro Pascual, pregonero, que auguraba a los adquirentes “que buena, que buena, que verdadera prole haga”, no es en esencia más que soledad e individualismo, egoísta sin duda, del que deja que detenten el poder quienes tengan apetito de mando o de riquezas mientras él busca la justicia por su mano, ya que no cree en la de los de arriba.

En 1810, el ánimo de los hombres patriotas no era de duda. Ellos fueron los autores de nuestra Revolución de Mayo, de ellos los méritos. Pero de ellos también, de sus padres y abuelos, de los estamentos en que estaba configurada la sociedad hispano-colonial, dependía la condición en que vivía la mujer, su compañera. Condición que iba a ser modificada bruscamente, como corresponde a toda verdadera revolución, que empieza por aparecer en las ideas y conforma el cuerpo de las leyes antes que penetre como un hábito nuevo en la realidad.

A la mujer criolla se le debe ese amor a la tierra en que se vive y en la que la recompensa viene después de mucho esfuerzo, pero sabe a lágrimas y a constancia. Allí la luz y el color con que se bañan las cosas le recuerdan hechos de su propia, íntima existencia: la primera palabra que la conmovió, el nacimiento o la muerte de un ser querido. Cuando los pueblos dejan de ser nómades, el sedentarismo -y acaso su vicio, el apego excluyente a la tierra patria, y hasta el nacionalismo xenófobo- se han debido siempre a la mujer. El alma universal del hombre tiene otras ventajas, quizás metafísicas; pero la que lo arraiga a la tierra y a la existencia es la mujer. Su compromiso se llama: “aquí” y “ahora”.





(*) Licenciado en Ciencia de la Educación y escritor bonaerense. E-mail: rskatz4@hotmail.com
.


Gentileza:: Agencia NOVA [ noticias@nova-net.com.ar ]

 

 

PAGINADIGITAL 

    

  Imprimir  



paginadigital

 

 

_____________

Eventos & Actividades
_____________

Cursos &
Talleres

_____________

Cartelera
Cines, Teatro

_____________

Exposiciones
de Arte

_____________

Librería
paginadigital

clic aquí

(AUI) Premios Anuales de la Asociación

© Copyright 1999-2010 Paginadigital®. - Hecho el depósito que marca la Ley 11723 - Derechos reservados  




|Pon a paginadigital en tu sitio | Sugiere esta página a un amigo | Responsabilidad |
 info@paginadigital.com.ar
   |  Ayuda |

Web diseñado y producido por paginadigital®, Copyright 1999 - 20151, todos los derechos reservados. Los nombres e íconos de: paginadigital, Kids, art, pinturas, grabados, dibujos, objetos. Todos los derechos reservados. Hecho el depósito que marca la Ley 11723 - Derechos reservados | Términos y condiciones

| Home | Cursos y talleres | Servicios de Internet |Agenda de Ferias y Exposiciones | Exposiciones de arte y galerías | Becas, maestrias y posgrados | Programación de teatro, cartelera | Centros culturales | Concursos de pintura, literatura, arte, video, television, tv, teatro, casting | | Conferencias, seminarios, jornadas | cartelera de cine, tv, fotografía | Música, recitales, bandas, música clásica | Libreria, venta de textos y libros | Museos | Coros, operas, conciertos | Noticias, notas y artículos | Música de tango, cena show | Textos, poesía, prosa, cuentos, poemas | Solidaridad | Tarot, astrología | Mapa del sitio | Foro | Not | Cart | Salas | Tel | Taller | Taller literario | Enlaces útiles