Morir en Madrid. - 3/4/04 (España)
Artículos

Notas relacionadas


Educación
Cartas de Navegantes
Tecnología
Teatro
Librería

Morir en Madrid. - 3/4/04 (España)

  Imprimir  


Morir en Madrid


Agenda de Reflexión



El fotomontaje está cargado de dramatismo, y advierte al espectador sobre los bombardeos de Madrid. Se ven los ojos ahogados por las lágrimas y las almas sacudidas por el dolor. Resulta estremecedor ante los terribles atentados ferroviarios del 11 de marzo último y aleccionador sobre el comportamiento de los responsables políticos. En este sentido es conmovedora su actualidad, a pesar que es de 1937.

Hace sesenta y cinco años, el 1º de abril de 1939, el último parte bélico oficial leído por radio por el mismo generalísimo Francisco Franco decía: "La guerra ha terminado". Pocos días antes, el gobierno socialista había partido al exilio en Francia, los ejércitos republicanos se habían desintegrado, y los nacionalistas tomaron la Capital.

En efecto, había llegado a su fin una de las mayores tragedias que afectó a España desde su formación, la guerra civil que la asoló dramáticamente desde las 17 horas del 17 de julio de 1936, cuando el "ejército de Africa" de Franco se sublevó desde Marruecos contra el gobierno de la Segunda República, y al día siguiente lo siguieron en la rebelión varios cuerpos de ejército de la península (los de los generales Mola, Sanjurjo, Cabanellas y Queipo de Llano, entre otros) y casi toda la Guardia Civil. El Frente Popular integrado por numerosos partidos de izquierda había ganado los comicios cinco meses antes, dirigido por el presidente Manuel Azaña, Negrín, Indalecio Prieto, Largo Caballero, Líster, Galán, El Campesino, Vicente Rojo, Miaja, Dolores Ibárruri (La Pasionaria), Wenceslao y [Santiago Carrillo], Durruti, Casares Quiroga, Martínez Barrios, Andreu Nin y Lluís Companys.

Los dos principales motivos que los sublevados adujeron fueron el anticlericalismo del Frente Popular hacia la Iglesia Católica, a la cual hacía responsable de la mayoría de males que tenía el país (durante la guerra se quemaron iglesias y conventos y ¡se fusilaron centenares de crucifijos con todo el ritual marcial del pelotón!), por una parte, y por la otra los excesos cometidos] por los trabajadores y sindicatos, hartos de promesas incumplidas durante décadas.

Pronto en el frente de Madrid cayó muerto el líder anarquista Buenaventura Durruti, el mismo mes que fue fusilado en la cárcel de Alicante, donde estaba preso desde antes del levantamiento, José Antonio Primo de Rivera, fundador de Falange Española y principal referente político de la alianza falangista con las JONS (Juntas de Ofensiva Nacional Sindicalista) y los Carlistas.

La guerra reflejó también el enfrentamiento ideológico e imperial europeo, presagiando la Segunda Guerra Mundial. Italia y Alemania enviaron tropas voluntarias y armamentos en apoyo del bando nacional, y la URSS y otros países mandaron brigadas internacionales, tanques, aviones y asesores al bando republicano o "rojo". España se convirtió en el banco de pruebas del horror.

El enfrentamiento resultó feroz, plagado de atrocidades cometidas por ambos bandos, y dejó el tremendo saldo de un millón de muertos, un pueblo exhausto y hambriento, y una nación desgarrada por medio siglo y malherida de mil dolores.

Sin embargo, la guerra civil española fue también una muestra de supremo coraje combatiente por parte de todos los españoles contendientes, sin excepción. Nunca Caín tuvo tan dignos y sublimes representantes.




Cara al sol

Cara al sol con la camisa nueva
que tú bordaste en rojo ayer
me hallará la muerte si me lleva
y no te vuelvo a ver;
formaré junto a mis compañeros
que hacen guardia sobre los luceros,
impasible el ademán,
y están
presentes en nuestro afán.
Si te dicen que caí
me fui
al puesto que tengo allí.
Volverán banderas victoriosas
al paso alegre de la paz,
y traerán prendidas cinco rosas,
las flechas de mi haz.
Volverá a reír la primavera
que por cielo, tierra y mar se espera.
¡Arriba escuadras a vencer,
que en España empieza a amanecer!





Himno del trabajo
Con el rumor de la faena,
ritmo febril de mi taller,
formo el latido de la vida
a una nación que vuelve a ser.
Tiendo la vela de aventura,
que hay otro mundo que encontrar;
siembro la flor junto a la espiga
y se hacen versos en mi hogar.
Soy nacionalsindicalista,
creo en las leyes del amor.
¡Basta de obrero envenenado
y de patrón explotador!
Soy la Falange del trabajo,
para que el bien triunfe del mal;
soy la alegría y la justicia,
y soy la España imperial.



Oriamendi (Carlistas)



Por Dios, por la Patria y el Rey
lucharon nuestros padres,
por Dios, por la Patria y el Rey
lucharemos nosotros también.
Lucharemos todos juntos
todos juntos en unión
defendiendo la bandera
de la Santa Tradición.
Cueste lo que cueste
se ha de conseguir
que los boinas rojas
entren en Madrid.
Por Dios, por la Patria y el Rey
lucharon nuestros padres,
por Dios, por la Patria y el Rey
lucharemos nosotros también.



Himno de la bandera gallega de la Falange



Adelante, valientes camisas azules,
salvemos a España del odio y traición,
y en la vanguardia, cara al peligro,
gritos de guerra nuestras canciones son.
El ansia de gloria nos lleva adelante
y vamos haciendo la Revolución,
llevando en alto desplegada la bandera:
Falange Española de las JONS.
Juventudes de España: Marchemos
al combate, y en santa hermandad,
por asalto tomemos el mundo,
sin temor al fusil ni al puñal.
Nuestra sangre ha regado las tierras
que nosotros hemos de labrar.
Por la España inmortal que nos guía,
adelante a morir o triunfar.
Las Falanges de España han jurado
no tener ni descanso ni paz
hasta ver ondear en los aires
el emblema del yugo y del haz.



En la plaza de mi pueblo



En la plaza de mi pueblo
dijo el jornalero al amo:

"Nuestros hijos nacerán
con el puño levantado".
Esta tierra que no es mía,
esta tierra que es del amo,
la riego con mi sudor,
la trabajo con mis manos.
Pero dime, compañero,
si estas tierras son del amo
¿por qué nunca lo hemos visto
trabajando en el arado?
Con mi arado abro los surcos,
con mi arado escribo yo,
páginas sobre la tierra
de miseria y de sudor.




Hijo del pueblo

Hijo del pueblo, te oprimen cadenas,
y esa injusticia no puede seguir;
si tu existencia es un mundo de penas,
antes que esclavo, prefiere morir.
En la batalla, la hiena fascista
por nuestro esfuerzo sucumbirá;
y el pueblo entero, con los anarquistas,
hará que triunfe la libertad.
Trabajador, no más sufrir,
el opresor ha de sucumbir.
Levántate, pueblo leal,
al grito de "revolución social".
Fuerte unidad de fe y de acción
producirá la revolución.
Nuestro pendón uno ha de ser:
sólo en la unión está el vencer.







Si me quieres escribir



Los moros que trajo Franco
en Madrid quieren entrar:
mientras queden milicianos
los moros no pasarán.
Si me quieres escribir
ya sabes mi paradero:
Tercera Brigada Mixta,
primera línea de fuego.
Aunque me tiren el puente
y también la pasarela
me verás pasar el Ebro
en un barquito de vela.
Diez mil veces que los tiren,
diez mil veces los haremos,
tenemos cabeza dura
los del Cuerpo de Ingenieros.
En el Ebro se han hundido
las banderas italianas
y en los puentes sólo quedan
las que son republicanas.



La Internacional


Arriba, parias de la Tierra.
En pie, famélica legión.
Atruena la razón en marcha,
es el fin de la opresión.
Del pasado hay que hacer añicos,
legión esclava, en pie, a vencer,
el mundo va a cambiar de base,
los nada de hoy todo han de ser.
Agrupémonos todos,
en la lucha final.
El género humano
es la Internacional.
Ni en dioses, reyes ni tribunos,
está el supremo salvador.
Nosotros mismos realicemos
el esfuerzo redentor.
Para hacer que el tirano caiga
y el mundo siervo liberar,
soplemos la potente fragua
que el hombre libre ha de forjar.
Agrupémonos todos,
en la lucha final.
El género humano
es la Internacional.
La ley nos burla y el Estado
oprime y sangra al productor.
Nos da derechos irrisorios,
no hay deberes del señor.
Basta ya de tutela odiosa,
que la igualdad ley ha de ser,
no más deberes sin derechos,
ningún derecho sin deber.
Agrupémonos todos,
en la lucha final.
El género humano
es la Internacional.




Agenda de Reflexión 
agendadereflexion@ciudad.com.ar
http://lists.ourproject.org/cgi-bin/mailman/listinfo/agenda-de-reflexion
 

Gentileza:: 
Agenda de reflexión agendadereflexion@ciudad.com.ar 

 

 

PAGINADIGITAL 

    

  Imprimir  



paginadigital

 

 

_____________

Eventos & Actividades
_____________

Cursos &
Talleres

_____________

Cartelera
Cines, Teatro

_____________

Exposiciones
de Arte

_____________

Librería
paginadigital

clic aquí

(AUI) Premios Anuales de la Asociación

© Copyright 1999-2010 Paginadigital®. - Hecho el depósito que marca la Ley 11723 - Derechos reservados  




|Pon a paginadigital en tu sitio | Sugiere esta página a un amigo | Responsabilidad |
 info@paginadigital.com.ar
   |  Ayuda |

Web diseñado y producido por paginadigital®, Copyright 1999 - 20151, todos los derechos reservados. Los nombres e íconos de: paginadigital, Kids, art, pinturas, grabados, dibujos, objetos. Todos los derechos reservados. Hecho el depósito que marca la Ley 11723 - Derechos reservados | Términos y condiciones

| Home | Cursos y talleres | Servicios de Internet |Agenda de Ferias y Exposiciones | Exposiciones de arte y galerías | Becas, maestrias y posgrados | Programación de teatro, cartelera | Centros culturales | Concursos de pintura, literatura, arte, video, television, tv, teatro, casting | | Conferencias, seminarios, jornadas | cartelera de cine, tv, fotografía | Música, recitales, bandas, música clásica | Libreria, venta de textos y libros | Museos | Coros, operas, conciertos | Noticias, notas y artículos | Música de tango, cena show | Textos, poesía, prosa, cuentos, poemas | Solidaridad | Tarot, astrología | Mapa del sitio | Foro | Not | Cart | Salas | Tel | Taller | Taller literario | Enlaces útiles