Noticias de politica

Noticias de politica Derechos Humanos Noticias de politica
Brasil
Lavado de oro en ParáNoticias de politica
Por: Bruno Peron Loureiro


La explicacion del Genesis Un unico Dios El Génesis al fin resuelto. La explicación científica del relato bíblico de la Creación.
¿De que hablan los dos relatos de la Creación de La Biblia?
En el relato existe un observador, quién narra lo que observa. Y una ubicación muy precisa desde donde observa.
BAJE EL LIBRO SIN COSTO
Más de 300.000 libros descargados


8/9/2014 |

Pará vuelve a recibir atención debido a su tradición extractivista. Esta vez queda en evidencia la división entre los indígenas de la etnia Kayapó con respecto a si el territorio donde viven debe ser explotado por la minería o preservado para su subsistencia.

Se estima que entre cuatro y cinco mil garimpeiros (mineros informales) revuelven la tierra en busca de oro en una región denominada Tierra Indígena Kayapó en el sudeste de Pará. La acción tiene efectos desastrosos sobre la naturaleza, pero una parte de los indígenas de esta etnia apoya la exploración aurífera mientras un porcentaje de las ganancias de los exploradores quede en la aldea. El acuerdo suena extraño si tenemos en consideración que los indígenas no necesitaban vincularse a la economía moderna para preservar su modo de vida. Ellos notaron sin embargo que el dinero les traería algunos beneficios a despecho de los daños ambientales.



Por causa de esta divergencia de opiniones entre los indígenas, las instituciones que cuidan la integridad de los bosques, de la fauna y de los pueblos nativos quedan sin saber si deben endurecer la fiscalización o aceptar los acuerdos entre las partes. Es así que las compañías mineras como la Valle mantienen sus negocios en regiones lejanas de país donde se supone que debería haber preservación ambiental y étnica.

A pesar de los riesgos humanos y naturales que las actividades extractivas traen a Pará, la garimpería se expande en el sudeste de ese Estado con pocos impedimentos más allá de la necesidad de negociación. El mayor de ellos es la reproducción de la práctica de intermediación que encarece e inviabiliza a Brasil. Esto significa que en vez de generación de riqueza por los trabajadores brasileros, estos no hacen más que extraer y repasar varias veces un producto hasta el consumidor final, sin que haya desarrollo tecnológico.

Cuando me referí a la tradición extractivista, me inspiré en el recuerdo de Sierra Pelada. Durante los años 80, con su cenit en 1983, aproximadamente cien mil garimperos fueron a tentar suerte en el sudeste de Pará detrás del dinero fácil. Ellos extrajeron 42 toneladas de oro en ese período a través de la minería a cielo abierto, mientras se fundaba una pequeña ciudad en medio de la selva por los familiares de estos garimperos, ya que mujeres y niños tenían prohibida la entrada en las áreas mineras.

Pará tuvo el ciclo del caucho, más tarde tuvo el del oro y hoy continúa siendo caracterizado como una tierra extractivista donde hay riquezas para devastar por el hombre moderno. Esta apuesta generó controversias cuando se propuso la división de Pará en tres Estados para que supuestamente se aprovechase mejor su potencial económico y se le administrase con mayor eficiencia. Es posible desconfiar de tales medidas porque habría gastos públicos mayores con burocracia e individualización de lucro.

Cuando el negocio es grande en Brasil, la cola que se agrega es larga. Por eso los castigos de instituciones fiscalizadoras a menudo inciden sobre las personas comunes -pienso en los millares de garimperos- que necesitan su renta para sostener a sus familias. Mientras tanto, el jefe que controla todo el negocio está bien protegido, posiblemente bajo el paraguas de la burocracia que empantana el progreso del Brasil.

En el mismo saco, reitero que nuestro país está poblado de intermediarios que agregan costos pero no hacen lo mismo con el valor a través de la investigación y el desarrollo. De este modo, el oro que muchos garimperos extraen con sus uñas trae pocos beneficios a estos trabajadores necesitados y al Brasil, pero hace la vida a una casta de personas que mantienen al país en la periferia productiva y en la brutalidad educativa.

Por lo tanto, el corolario de este modo de producción extractivista es desastroso para el Brasil. Alivia la vida de pocos y condena a muchos que llegan al sacrificio para sobrevivir. Hasta los indígenas caen en esa trampa, engañados por el Estado brasilero.

Tenga en cuenta las heridas del Brasil si quiere dignificarlo

No deje que ellas se transformen en un cáncer.

http://www.brunoperon.com.br 



Última actualización 16/2/2019 15:21:36Noticias de politica

Noticias de politica
© Copyright 1999-2015 Paginadigital ®. - Hecho el depósito que marca la Ley 11723 - Derechos reservados
Pon a paginadigital en tu sitio Sugiere esta página a un amigo Responsabilidad
Tel: 54-11-4765-9390 info@paginadigital.com.ar Ayuda

Web diseñado y producido por paginadigital®, Copyright 1999 - 2015, todos los derechos reservados. Los nombres e íconos de: paginadigital, Kids, art, pinturas, grabados, dibujos, objetos.  | Términos y condiciones